menu
Compartir

Lugares para desayunar en la Roma (CDMX)

 
Lugares para desayunar en la Roma (CDMX)

La colonia Roma, especialmente en su parte norte, es todo un recorrido gastronómico que te lleva por prácticamente todos los rincones del planeta. Ahí, con un poco de esfuerzo, encuentras comida mexicana, tailandesa, china, italiana, japonesa, árabe, francesa y tantas otras que nos tomaría todo el día tan solo enumerarlas.

Y cuando se trata de empezar el día con una buena comida, las opciones en este barrio de la CDMX son prácticamente las mismas y, entre tanto, puede llegar a ser complicado elegir, tanto por sabor como precio. Así que, sin más, en Salir.com México te traemos los 12 mejores lugares para desayunar en la Roma, tanto al norte como al sur. ¡Provecho!

También te puede interesar: Lugares para desayunar en Reforma (CDMX)

Motín - Roma Norte

La receta de Motín para tenernos satisfechos es simple: café por la mañana y licor después del mediodía o al revés, porque aquí puedes desayunar a la hora que llegues. Su menú de desayuno está disponible desde la apertura hasta el cierre y lo puedes acompañar con un café o con una mimosa.

Su menú está compuesto de comida confortable, como waffles, chilaquiles, huevos en todos los estilos, enfrijoladas, tostas, café de Guerrero, quesos de Querétaro y pan del día. Pero hablando estrictamente del desayuno, una orden de molletes a los tres quesos, unas enfrijoladas de la casa o unos chilaquiles —verdes o rojos— con pollo o un huevo pueden dejarte con la tripa llena y una sonrisa en la cara. Y si estás cuidando tus calorías, los chilaquiles pueden ser light con tortilla horneada en vez de frita. Por su parte, su muy completa barra de café está lista para darte el primer empujón del día.

Breakfast Restaurante - Roma Sur

Las delicias del desayuno no deberían tener hora exclusiva y en Breakfast Restaurante lo saben, por eso es que no ponen limitaciones y sirven sus deliciosos desayunos todo el día, desde la apertura hasta el cierre, para que puedas cumplir tu antojo de hot cakes después de las dos de la tarde o de huevos benedictinos para cenar.

Se especializan en cocina de inspiración francesa, por lo que podrás deleitarte con un quiche Lorraine, unos huevos benedictinos o provenzales; pero no por eso dejan de lado los grandes clásicos de un desayuno mexicano, como unos chilaquiles —con arrachera, pollo o huevo—, unas enchiladas veracruzanas o un aporreadillo sinaloense. Y para pasar el bocado, nada como una aromática taza de café, que puede ser americano, capuchino, latte o espresso, un té chai o alguna infusión. Y para esos que quieren empezar el día con una nota alta, pueden pedir su combo de desayuno con un smoothie o, por un precio extra, con una mimosa que les alegre la comida. Todo ello convierte a Breakfast Restaurante, además, en uno de los mejores lugares para desayunar en CDMX.

Isabella Café - Roma Norte

El lugar ideal para desayunar con amigas o para llevar a tu pareja a un almuerzo divertido y relajado es Isabella Café. Aquí el tema dominante es el rosa, pero eso no significa que sea para chicas exclusivamente, ya que su carta tiene algo para todos los paladares y para todos los bolsillos, de modo que no hay pretextos para no visitar su lindo interior.

Su especialidad son los postres con decorados lindos, extravagantes o divertidos. Sin embargo, su carta es muy amplia y también podrás pedir cosas saladas como enchiladas, sándwiches o incluso tortas y tacos, eso sin mencionar su gran variedad de tés y tisanas, cafés, smoothies y frappés, además de sodas y cócteles para todos los paladares. Pero ya que hablamos de los mejores lugares para desayunar en la Roma, la primera comida del día es básica en Isabella Café, y por eso tienen una gran selección de platillos con huevo, desde los típicos rancheros hasta un omelette de champiñones, sin olvidar, por supuesto, un queso panela asado o un omelette de claras, por si estás cuidando la figura.

Si quieres conocer otras cafeterías para desayunar en La Roma, ¡no te pierdas este otro listado sobre Cafeterías temáticas en CDMX!

Delirio Mónica Patiño - Roma Norte

La carta del restaurante Delirio Mónica Patiño, uno de los tres del mismo nombre fundados por la chef mexicana Mónica Patiño, está inundada de sabores del Mediterráneo entremezclados con el sazón y el toque mexicano que nunca nos puede faltar en el desayuno, la comida o la cena. Además, con un compromiso con la sustentabilidad, todos sus ingredientes son orgánicos y, en la medida de lo posible, de productores locales.

Aunque su menú cambia según la temporada para siempre poder ofrecer los productos más frescos, los habituales recomiendan la lasagna con ensalada, la ternera al limón, la sopa de jitomate rostizado al romero o las calabacitas rellenas estilo griego. El desayuno, en especial, no podría ser mejor que con un pan de pita relleno de cordero o con un wrap o plato de falafel. Además, en su tienda podrás adquirir los mismos productos que ellos usan en su cocina para llenar tu despensa, desde mermeladas y compotas, hasta salsas picantes, quesos, charcutería, vinos, rompopes y mezcales o una despensa ya armada para regalar o regalarte.

Belmondo - Roma Norte

Dicen los que saben que los mejores sándwiches de la CDMX los encuentras en Belmondo, un restaurante que abrió en 2012 y que poco a poco se ha hecho un lugar en los corazones y los estómagos no solo de quienes viven o trabajan cerca de ahí, sino de todos los amantes de los emparedados en la ciudad.

Los sándwiches Meatball, London Broil, Grilled Cheese o el de queso de cabra son los consentidos de los comensales, y ni qué decir de su ensalada de pollo al curry o el cous cous. Además, su carta dedica un buen espacio a las bebidas, como vinos, mezcales, cervezas, whiskys, café y refrescos, por lo cual no tardarás en hacerte un aficionado más de su mesa. Entre los lugares para desayunar en la Roma, este es uno de los que tienen mayor variedad en su menú, con platillos como un bisquet horneado con mermelada, unos huevos revueltos con Gravlax o con tocino, una tosta de aguacate o sus huevos Belmondo, que son dos piezas en una cama de tortilla de maíz bañados en salsa de tres chiles.

La Ventanita Café - Roma Norte

La Ventanita Café es uno de los lugares más socorridos en la colonia Roma cuando de desayunar se trata, debido a que llegas, pides tu comida y te vas a trabajar o a la escuela. No tienen mesas al interior del local y solo unas cuantas en la acera, también para aquellos que tienen algo más de tiempo y quieren almorzar con calma con la Fuente de la Cibeles como telón de fondo.

Su menú es amplio y variado con platillos como molletes, nopales con queso, sándwiches, hamburguesas, ensaladas, sopas y croissants. Sin embargo, la estrella indudable de su servicio son los huevos horneados. Sin importar el estilo en que los pidas, todos son hechos en cazuela de hierro y cocinados en el horno de leña para darles un toque único. Y si no son huevos, para desayunar también tienes fruta de temporada con queso cottage, bagels con queso crema, pan francés con salchichas ahumadas, los infaltables chilaquiles, unas sincronizadas o enchiladas en todas sus variedades: verdes, rojas y suizas, todo acompañado de un jugo recién exprimido, un café, un té o una matcha.

La Casa de Cantera - Roma Norte

Este es uno de los lugares más pintorescos para desayunar no solo en la Roma, sino en toda la ciudad. Con su arquitectura antigua y su decoración compuesta, mayormente, por fotografías de artistas de la época de oro del cine mexicano y del Hollywood de los 50, La Casa de Cantera es una parada infaltable para los nostálgicos y los amantes de la buena comida.

Su menú es, básicamente, un enorme mar y tierra, con platillos de carne como arracheras, tacos de cochinita pibil o de carnitas, paella, camarones y pescados en varios estilos. Por otro lado, para el desayuno ofrecen huevos al gusto, chilaquiles, enchiladas y quesadillas entre otros, acompañados por bebidas muy tradicionales como refrescos, jugos o café. Uno de los grandes valores de este restaurante es que la mayor parte de sus insumos provienen de su propio rancho, ubicado en Zumpango, Estado de México, especialmente las hortalizas, los quesos orgánicos, el cordero lechal, los lechones y demás cortes de carne. Su pan, en tanto, es preparado en el lugar, lo mismo que los tamales.

Lalo! - Roma Norte

Otro de los mejores lugares para desayunar en la Roma es Lalo!, y es que desayunar en Lalo! es toda una experiencia en sí misma. El local puede ser mediano, pero esa es también una de sus grandes fortalezas, pues su mesa principal es una larga mesa comunal en la que se puede convivir con el resto de los comensales. Asimismo, su decoración es colorida y presume de un grafiti del artista belga David Rop: "Bué The Warrior".

Su especialidad son las pizzas, que se elaboran en el lugar y a la vista de los comensales en su cocina abierta, pero los desayunos ocupan la mayor parte de su menú. La variedad y creatividad en sus platillos solo se compara con su sabor. Además, cuentan con una amplia lista de complementos o side dishes para tu plato principal y una buena selección de vinos y cervezas artesanales. Ya que si vas en plan de desayunar, un platón de fruta de temporada, granola hecha en casa con yogur orgánico o pancakes de suero de mantequilla con jarabe de maple te darán tu dosis de azúcar matinal. Pero si lo tuyo es lo salado, una tosta de aguacate con huevo estrellado, un croque monsieur o unos huevos revueltos con chorizo casero también están a tu disposición.

La Bohême - Roma Norte

Los propietarios y el personal de La Bohême se definen a sí mismos como artesanos, cuya principal misión es dar a conocer las bondades de la panadería y repostería francesas con su amplia gama de sabores y sus coloridas presentaciones, las cuales convierten a una comida o desayuno en toda una experiencia.

Su menú es una combinación de comida francesa con toques mexicanos y mexicana con influencia francesa, además de casera y confortable. Aquí podrás encontrar: una crema de verduras o sopa de cebolla para empezar la comida, sus paninis, sándwiches varios y pizzas para el plato fuerte o, si quieres comer ligero, ensaladas para todos los paladares. Un petit-déjeuner a la française sería una maravillosa forma de empezar el día, con su medio baguette parisienne con mantequilla fina y mermelada de la casa, sus huevos cocotte —al natural o con salmón—, huevos rancheros o chilaquiles, si quieres sentirte más cerca de casa. El caso es empezar tu mañana de la forma más sabrosa posible.

Café Tres Abejas - Roma Norte

Café Tres Abejas solía ser la cochera de la casa que fue propiedad de Guillermo Tovar de Teresa. Sin embargo, el espacio fue transformado para convertirse en una llamativa cafetería, con un decorado en amarillo y detalles florales, en el cual se pueden leer frases populares mexicanas o citas del afamado historiador, para convertirlo en uno de los mejores lugares para desayunar en la Roma.

Su cocina y repostería de inspiración francesa caen bien a cualquier hora del día, el cual puedes empezar con un bowl de fruta, granola y miel, o seguir en la comida con una sopa de cebolla y un bagel de salmón. Su pastelería no se queda atrás y, de hecho, es la especialidad de la casa, por lo que nadie sale sin haber probado por lo menos una rebanada de sus exquisitos pasteles o una pieza de su panadería. Para la primera comida del día, además, puedes comprar un paquete que incluye café americano, jugo o fruta, una pieza de pan, un croque monsieur o un quiche Lorraine; también un waffle dulce con helado y tocino o un tazón de fruta con granola y miel, por si quieres arrancar tu jornada de una forma más sana y nutritiva.

Ballaró - Roma Norte

El concepto de Ballaró es como el paraíso para los amantes del pan y la pasta. Esta fusión de panadería y restaurante, ambos de tradición italiana con toques internacionales, se aloja en una casona porfiriana en cuyo primer piso se encuentran los anaqueles de su "biblioteca" del pan, la cual alberga productos italianos, mexicanos, franceses, mexicanos y japoneses para que el cliente escoja a su gusto.

En el segundo piso se encuentra el restaurante, cuya comida italiana y mediterránea es dominada por las pastas, como lasañas, espaguetis, fetuccinis y muchas otras preparadas de las más diversas maneras. También sus pizzas son muy destacables, aunque no hay que esperar lo que ofrecen las cadenas comerciales, sino las más clásicas combinaciones italianas, como la margherita, la boscaiola o la quattro stagioni. Los desayunos, en tanto, van desde un plato de frutas de temporada o una copa de frutos rojos a unos chilaquiles, o de un huevo truffato al horno a unas enchiladas potosinas. Y si te sientes más atrevido puedes probar un pozo, que es una fusión mexicana-italiana de chilaquiles sobre pan de caja con huevo poché, arrachera y queso gratinado.

Doña Vero - Roma Sur

Visitar Doña Vero en la Roma Sur, ya un tanto alejado del centro neurálgico de la comida que es la Roma Norte, es toda una aventura para el paladar y para los sentidos en general gracias a sus platillos no solo originales, sino exóticos, que le toman prestados unos cuantos consejos a la cocina prehispánica mexicana.

Además, podrás probar alguna de las recetas exclusivas de Doña Vero que han ganado el concurso de la Quesadilla Más Rica y Original de la CDMX, como la de tatemado de avestruz, preparada con masa verde de espinaca, trigo y amaranto; aunque también puedes ordenar la arrachera de avestruz, una gordita de chicharrón con chapulines o antojitos mexicanos menos aventureros, pero igual de deliciosos. Al desayuno tampoco le falta originalidad, con unos mollequiles, es decir, molletes con chilaquiles, rojos o verdes, con pollo o longaniza, o unas gorditas light, las cuales son cocinadas al comal, sin grasa y con masa Doña Vero, de maíz, adicionada con espinaca y amaranto, para que comas absolutamente sin culpa.

¿Quieres que tu negocio aparezca en este artículo?

Añadir mi negocio

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?

Lugares para desayunar en la Roma (CDMX)

Volver arriba